En el mediano plazo, Haitian apuesta por las máquinas 100% eléctricas. Hoy se construyen dos plantas nuevas con superficie de 450,000 m2 en las afueras de Ningbo, en gran medida para este propósito.

La intención es clara: Haitian desea no sólo consolidar su liderazgo en el mercado de las máquinas para inyección de plástico, sino ampliarlo en el mediano plazo. La empresa busca esta meta mediante dos estrategias que crean ventajas para el cliente: incrementar la participación en máquinas 100% eléctricas para aplicaciones de tamaño pequeño y mediano.

La nueva planta en Chun Xiao

En consecuencia, actualmente se construye en Chun Xiao (cerca de Ningbo, China) una planta de 300,000 m2 que una vez concluida podrá fabricar hasta 10,000 inyectoras totalmente eléctricas cada año, de 40 a 550 toneladas de fuerza de cierre. En estos días se contrata y capacita nuevo personal, se seleccionan ingenieros experimentados de otras plantas. “En Chun Xiao construiremos máquinas 100% eléctricas que cumplan con aún mayor precisión la necesidad de las aplicaciones medianas y pequeñas, pues buscamos ampliar nuestro liderazgo también hacia ese segmento de las inyectoras” – señala el Prof. Helmar Franz, miembro directivo de Haitian International.

De acuerdo con encuestas a nuestros clientes, al concentrarse en máquinas eléctricas, Haitian se acercará aún más a sus requerimientos: consumos de energía eficientes, precisión, rápida recuperación de la inversión y menores costos unitarios.

Tom Fikkert, dueño de Acodeq (Holanda), empresa con 13 inyectoras reporta: “Mis deseos siempre fueron consumos bajos de energía y un ambiente libre de ruido, los cuales son resueltos por las máquinas eléctricas. El problema es que siempre fueron muy caras, hasta que Haitian trajo al mercado la serie Zhafir Venus. El precio atractivo de esta máquina 100% eléctrica hace que continúe siendo atractivo en términos de mis costos unitarios”.

Tung Tu Lu II en Yanshan/Ningbo